Adiós Kobe… ¿Cuándo y cómo nos tocará a nosotros?

enero 26, 2020

La noticia pronto llegó hasta los rincones más lejanos del mundo entero y ha impactado a tantos amantes del básquetbol, al conocerse la muerte del famoso basquetbolista retirado en el 2016 y de sólo 41 años, Kobe Bryant.

Dios fortalezca a su familia, amigos cercanos y a todos aquellos que se sentían conectados a través de los años y de tantos partidos, a esta histórica figura deportiva. Especialmente a su esposa y demás hijas, pues aparentemente y aun no confirmado al escribir esta publicación, su hija de 13 años, también falleció.

La muerte es así. Muchas veces llega sin siquiera tocar la puerta. Otras veces, nos avisa por la enfermedad o la edad, que está cerca. Pero lo que es verdad, es que, a todos sin excepción alguna, nos llegará el día de nuestra muerte.

El sabio Salomón, el tercer rey de Israel escribió: “Y todo lo que te venga a la mano, hazlo con todo empeño; porque en el sepulcro, adonde te diriges, no hay trabajo ni planes ni conocimiento ni sabiduría.” La Biblia en el libro de Eclesiastés 9:10

Salomón, también terminó el libro de Eclesiastés diciendo: “El fin de este asunto es que ya se ha escuchado todo. Teme, pues, a Dios y cumple sus mandamientos, porque esto es todo para el hombre. 14 Pues Dios juzgará toda obra, buena o mala, aun la realizada en secreto.” Eclesiastés 12:13 y 14

Si supiéramos que vamos a morir a finales de este año ¿Qué haríamos diferente? Nuestras prioridades seguro se alinearían con lo que verdaderamente importa, pensaríamos más en el plano espiritual, en la eternidad y en Dios. Dejaríamos a un lado todo aquello que se arregla con un extender y un pedir perdón. ¿Qué más haría?

Como creyentes, sabemos que Jesús murió para salvarnos de la ira santa de Dios y tomó nuestro lugar en la cruz. El justo por los injustos. Sabemos también que, al tercer día, Dios los resucitó y que está sentado en el lugar de más alto honor en el cielo y que un día regresará por su iglesia. Y sabemos que, así como murió y resucitó, también resucitaremos con él.

 El apóstol Pablo dijo: “Hermanos, no queremos que ignoren lo que va a pasar con los que ya han muerto, para que no se entristezcan como esos otros que no tienen esperanza. 14 ¿Acaso no creemos que Jesús murió y resucitó? Así también Dios resucitará con Jesús a los que han muerto en unión con él. 15 Conforme a lo dicho por el Señor, afirmamos que nosotros, los que estemos vivos y hayamos quedado hasta la venida del Señor, de ninguna manera nos adelantaremos a los que hayan muerto. 16 El Señor mismo descenderá del cielo con voz de mando, con voz de arcángel y con trompeta de Dios, y los muertos en Cristo resucitarán primero. 17 Luego los que estemos vivos, los que hayamos quedado, seremos arrebatados junto con ellos en las nubes para encontrarnos con el Señor en el aire. Y así estaremos con el Señor para siempre. 18 Por lo tanto, anímense unos a otros con estas palabras.” 1 Tesalonicenses 4:13-18

Que Dios consuele y fortalezca a la familia de Kobe Bryant y a tantas más que por no ser personalidades sus difuntos, ni nos damos por enterados. Pero el mismo dolor de la familia de Kobe, lo están experimentando en este momento. Y que pongamos nuestra mirada en el cielo, no sólo en estos momentos, son siempre.

Para el cristiano la muerte duele... Pero duele con esperanza… Clic para tuitear

¿Cuándo y cómo nos tocará a nosotros? No lo sabemos. Pero, ahora que está aún con vida… ¿Qué hará diferente en este preciso momento?

Comparta esta publicación con sus amigos con los botones al final de la misma.

*****
Suscríbase a mi blog y únase a más de 140,000 personas que ya reciben en su correo lo que escribo sobre el hoy en base a la Biblia. Si no tiene mis seis libros anteriores: #Emparejarse, #NoviazgoDeAltura, #MeQuieroCasar, #MetasDeVida, #LiderazgoCuarenta y #ElMaestrodelDinero descárguelos gratis en www.librosalexlopez.com Seis libros, en conjunto, con más de 1,000,000 de descargas.

167,037 suscriptores