¿Cuál es su identidad virtual?

agosto 1, 2012

En el mundo virtual de las redes sociales podemos pedirle a cualquiera que se convierta en nuestro amigo. Podemos encontrar a alguien en Facebook y darle un click en el botón “Agregar como amigo”, seguirlo en Twitter, Google Plus…

¿Qué significa esto? Que a quien le solicitamos se convierta en nuestro amigo recibirá y verá en su cuenta nuestra solicitud, nuestra foto y la información más importante sobre nosotros como: nuestra edad o fecha de nacimiento, en dónde estudiamos o estamos estudiando, en dónde trabajamos y qué nos gusta. Qué nos gusta, es una característica que permite que los usuarios de Facebook le den un click al botón de “Me gusta” a las páginas de productos, personalidades u organizaciones. Estas páginas aparecen entonces como un anexo a lo que es nuestra identidad virtual que refleja lo que nos apasiona, con lo que estamos de acuerdo y valoramos.

¿Identidad virtual? Sí, muy pocos piensan en esto o aunque lo saben prácticamente nunca meditan al respecto. Si estoy en una red social yo tengo una identidad virtual que se crea en las mentes de otros con lo que escribo o las fotos que publico, con mi foto de perfil, con la descripción de mi persona y lo que en general hago online. Mi identidad virtual es mi reputación virtual que al final afecta mi vida real.

¿Cuál es su identidad virtual? Si un desconocido viera su cuenta en Facebook o Twitter y lo que pone que le gusta ¿Cómo lo describiría? ¿Qué diría de usted? ¿Qué dice de usted su foto de perfil? ¿Es mujer? ¿Tiene una foto mostrando los atributos de la parte superior de su cuerpo con un escote perturbador? ¿Es hombre? ¿Tiene una foto sin camisa mostrando su cuerpo y con cara de símbolo sexual impaciente? ¿Es cristiano? ¿Aparece entre las páginas que le gustan Lady Gaga junto a la de Marcos Witt? ¿Madona junto a la de Dante Gebel? ¿La del Tigo Fest junto a la de Explo Music Fest?

Es tiempo de recordar que lo virtual no es irreal, es la realidad en un mundo digital y trae consecuencias serias cuando utilizamos mal este medio. Y los pecados digitales son tan reales como los del mundo 3D que se toca.

¿Cuál es su identidad virtual? Si sus cuentas en las redes sociales le rinden cuentas a Dios, perfecto. Si no, entre a su cuenta y haga los cambios necesarios para que su identidad virtual refleje que es parte de una nación santa que vive para imitar y honrar a Jesús el hijo de Dios. No me refiero a hablar de Dios todo el tiempo, es reflejar a Dios en todo lo que hago.

Suscríbase a mi blog y reciba gratis cuando sea el lanzamiento, el libro que estoy escribiendo sobre el Noviazgo.

Conéctese conmigo en:
Mi blog
, Facebook, Twitter y Google Plus
¡Error, el grupo no existe! ¡Comprueba la sintaxis! (ID: 1)